Twitter Facebook    

    banner web 5

logo1

CENTA brinda asistencia técnica a productores de San Vicente, inician emprendimientos agropecuarios

ProductoresSV1Principal


Los beneficiarios incursionarán en cinco rubros diferentes, totalizando 14 emprendimientos: cinco de gallinas de doble propósito, dos de apicultura, dos de producción de hortalizas, tres de crianza de cerdos de engorde, y dos de crianza de pollos de engorde. El proyecto abarca 30 municipios de 11 departamentos, y al finalizar este año se tendrán 600 emprendimientos implementados, a través del capital semilla entregado en forma de incentivos agropecuarios y de acuerdo con la necesidad de las familias productoras y al rubro al que le apuestan.

Redacción: Diario El Periodista   Foto: cortesía

El Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA), a través del proyecto “Fortalecimiento del Emprendedurismo Agropecuario en Municipios de Pobreza Extrema en El Salvador", benefició a 46 productores del municipio de Santa Clara, San Vicente, con insumos para iniciar sus propios emprendimientos agroproductivos.

De acuerdo con José Sánchez Martínez, responsable del proyecto, los criterios de selección de las 24 mujeres y 22 hombres es que pertenezcan a las zonas catalogadas en pobreza extrema del país, que hayan tenido previamente una iniciativa productiva a pequeña escala, y que el emprendimiento sea en asocio, bien con familiares o asociatividad por afinidad. SVproductores2Principal

Los productores de San Vicente recibieron insumos para los emprendimientos de cerdos y pollos como: láminas, tabla costanera, malla ciclón, barriles, básculas, plástico, comederos, bebederos, granza, material de construcción (arena, cemento, block). Asimismo, para las colmenas se les entregó la caja completa: base, cajón y tapadera, e incluía ahumadores, espátulas, cepillos, cera estampada y azúcar.

Posterior a la construcción de las galeras se les entregarán los pollos y los cerdos, las vitaminas, antibióticos y concentrado para la primera producción. En los cerdos, incluye también los desparasitantes. 

En cuanto a los insumos para la producción de hortalizas, recibieron semillas de chile, tomate y pepino, fertilizante, sales minerales para elaboración de biofertilizantes, malla antivirus para hacer una casa malla, bidón para un sistema de riego, cinta, conectores y filtros; asimismo, sustrato y bandejas para hacer sus propios semilleros.

Claudia González Arévalo, del caserío Nacaspilo, en Santa Clara, es una de las beneficiadas con insumos; ella, junto a su mamá y sus hermanos, iniciarán con su negocio de gallinas de doble propósito y además recibirán una incubadora. “Me siento comprometida y contenta, vamos a aprovechar la oportunidad que nos han dado para salir adelante”.

Oscar Armando, del mismo caserío, es otro de los emprendedores beneficiarios; con anterioridad ya había trabajado en apicultura, pero las mismas dificultades económicas no le permitieron progresar. “Es primera vez que recibo ayuda, doy gracias, porque me han tomado en cuenta, es una gran ayuda, pues, aunque uno quiera comprar, lo económico es la traba. Ahora, junto a mi hija y a mi esposa espero levantarme y salir adelante “, explicó el beneficiario.

Para que estos emprendimientos tengan éxito, los beneficiarios recibirán el acompañamiento y asistencia técnica por parte de la institución; asimismo, serán fortalecidos con asesorías en la parte de asociatividad y habilidades para la administración para lograr la sostenibilidad. Se prevé que “en dos meses, de aquí a diciembre ya se tengan los primeros frutos de estas iniciativas”, puntualizó el responsable del proyecto para el municipio de Santa Clara, refiriéndose a hortalizas, pollos y gallinas de doble propósito.

Familias beneficiadas

CENTA, a través de la Gerencia de Transferencia Tecnológica y Extensión, ejecuta el proyecto de emprendedurismo agropecuario, dirigido a familias que se encuentran en condición de extrema pobreza, y encaminado a mejorar los ingresos y calidad de vida de 2,017 productores que reciben asistencia técnica y fortalecimiento de capacidades agroproductivas.