Twitter Facebook    

logo1

Según Cancillería no se han registrado deportaciones de menores no acompañados

fotoprincipal 1El procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, David Morales, detalló que han demandado que el proceso judicial de los menores siga su curso normal para que no existan deportaciones masivas. Sin embargo, algunos de los niños no califican y son retornados a El Salvador.

 

 Redacción: Karen Arévalo - @elperiodista_sv

Según la viceministra para los salvadoreños en el Exterior, Liduvina Magarín, no se ha recibido ningún niño no acompañado pero si acompañados de su madre. A la fecha, se han recibido 36 Unidades familiares (estos son madre con su hijo o hijos). Por lo que explicó que se está trabajando junto con la red consular con el objetivo de dar toda la protección que los niños y las niñas necesita”.

Tanto el procurado como la viceministra detallaron que los menores han sufrido violaciones a sus derechos. El procurador manifestó que Cancillería salvadoreña ha constato que los niños en situación de detención de la Frontera Sur han sufrido violaciones, sobre todo en las primeras etapas de detención con la patrulla fronteriza. “Había una situación de vulnerabilidad y de violación a los derechos que en el primer semestre de 2014 se agravó”, especificó.

Mientras tanto, la viceministra aseguró que “han llegando madres con sus niños, algunas con uno, dos, tres cuatro, cinco niños. Familias enteras, papá, mamás que efectivamente pasan por un proceso bastante duro de violación a sus derechos”.

En principio, explicó, los agarra la patrulla fronteriza y los envía a un centro de detención que los niños reconocen como “las hieleras” por el alto aire acondicionado que ponen. Eso les provoca infecciones respiratorias inmediatas. Luego pasan a unos centros de procesamientos los cuales están hechos de maya ciclón. Los niños le llaman “las jaulas” porque “están como leoncitos enjaulados en esa celda”, explicó. Finalmente, expuso, los niños pasan a los albergues donde hay instalaciones permanentes.procuradorddhh1 1 1

A pesar de dichas violaciones, la viceministra aseguró estar en continuo trabajo para solucionar estas problemáticas. “Hemos estado en una intensa tarea con los consulados de buscar la manera en que el Gobierno de Estados Unidos pueda dar en libertad a estos niños. Yo he hablado que los niños son inimputables, que los niños no cometen ningún delito y menos al atravesar la frontera. Quizá los de 12 a 17 años son más consientes porque les explicaron de qué se trataba el viaje y el compromiso para sus padres. Los bebes no”, recalcó.

Sin embargo, explicó que esta problemática no es una cuestión que haya ocurrido solo en está emergencia declarada por el Presidente Obama, sino que siempre las familia han enviado a los niños. El mayor número que se registra está en niños menores de 7 a 12 años que fueron enviados en los terremotos que afectaron al país.