Twitter Facebook    

    banner web 5

logo1

FUNDAR presenta resultados de proyecto de restauración de Cihuatán, costó 300 mil dólares

CihuatánOk1Principal


Cihuatán está abierto al público de martes a domingo, en horario de 9 de la mañana a 4 de la tarde. El costo de la entrada para nacionales y centroamericanos es $1.00; otras nacionalidades $3.00; menores de 12 años y adultos mayores de 60 años, entran gratis.

Redacción: Diario El Periodista       Foto: cortesía Cultura

 

La Fundación Nacional de Arqueología de El Salvador (FUNDAR) presentó, este martes, los resultados del proyecto de conservación de Cihuatán, ejecutado con el premio del Fondo del Embajador para la Preservación Cultural, otorgado por la Embajada de los Estados Unidos por un monto de $300, 000.

"Estamos celebrando la finalización de un programa de restauración de muchas estructuras del parque que estaban en un estado bastante precario y que de no ser por la inmensa ayuda que el Gobierno y pueblo americano ha dado en dos ocasiones, con dos premios para la restauración cultural de este lugar, esto no hubiera sido posible", indicó el presidente de FUNDAR, Rodrigo Brito.

Y es que entre 2013 y 2015, la Embajada de Los Estados Unidos otorgó el financiamiento para la conservación de la pirámide principal, dos juegos de pelota, dos basamentos de templos y la llamada plataforma de baile del parque arqueológico Cihuatán, que en lengua náhuat quiere decir "Lugar junto a la mujer".

"Agradecemos al Fondo del Embajador para la Preservación Cultural por el apoyo brindado a la conservación de Cihuatán, para que las presentes y futuras generaciones conozcan el legado de nuestros ancestros", expresó la ministra de Cultura, Silvia Elena Regalado.

La embajadora estadounidense, Jean Manes, manifestó: "Nos da mucho orgullo tener la oportunidad de apoyar la restauración de un sitio histórico tan importante como Cihuatán. Lugares como este cuentan historias y no es difícil imaginarnos un día en la vida de los habitantes, en donde algunas familias construyen casas, algunos salen temprano para ir a traer las conchas desde los manglares costeros con las cuales fabrican las cal que necesitan para repellar las paredes de su casa, otros salen a pescar en los ríos que rodean este sitio, otros van a cosechar al campo el maíz, todo esto lo sabemos gracias a lo que se ha descubierto en Cihuatán".

En el sitio, se han identificado tres áreas principales: Un centro ceremonial, delimitado por una muralla; la acrópolis, en donde se ha identificado la zona habitacional de los nobles, y el área doméstica, donde vivía el resto de la población.

Según FUNDAR, los antiguos constructores de la pirámide principal de Cihuatán obtuvieron la mayoría de materiales en la zona, pero algunos procedían de lejos. Los materiales utilizados son: Tierra, piedra de campo, talpetate o toba, lava, piedra pómez y conchas marinas, las cuales fueron quemadas para producir cal para repellar la estructura.

Se cree que los primeros habitantes de Cihuatán procedían del centro de México. Deidades y cerámica encontrada refuerzan esta hipótesis. El sitio habría estado habitado desde el 900 hasta el 1150 d. C.