Twitter Facebook    

logo1

Huracán Laura alcanza categoría 4 y amenaza la costa de EE. UU.

HuracanLaura1PrincipalEl Centro Nacional de Huracanes de EE. UU. (NHC, por sus siglas en inglés) informó que Laura se dirige a las costas de Texas y Luisiana a una velocidad de 26 km/h y registra vientos de hasta 220 km/h.

Redacción: con información de bbcmundo.com    Foto: NHC

El huracán Laura alcanzó en horas del mediodía de este miércoles la categoría 4 en la escala de Saffir-Simpson y amenaza la costa de EE. UU. con "marejada catastrófica, vientos extremos e inundaciones".

Laura se aleja de Cuba convertida en huracán tras dejar muertos y destrozos en República Dominicana y Haití

El NHC espera que Laura toque tierra en la noche del miércoles.

"El ojo de Laura se prevé que atraviese el noroeste de Luisiana a lo largo del jueves y por Arkansas en la noche del jueves, y por el valle del Misisipi el viernes", señala el NHC.

Más de 385 mil personas recibieron una orden de evacuación en las localidades texanas de Beaumont, Galveston y Port Arthur, y otras 200 mil en Calcasieu Parish, en el suroeste de Luisiana.

Además, los trabajadores de al menos 281 plataformas petroleras del golfo de México han sido evacuados.

El NHC advirtió que la marejada ciclónica -la subida del nivel del mar y la entrada de agua en la tierra- será mayor a lo largo de la zona de costa donde Laura toque tierra y que además se producirán "grandes y destructivas olas", según informa la agencia EFE.

A principios de semana el presidente estadounidense, Donald Trump, emitió una declaración de desastre para Texas y Luisiana. En este último estado tocó tierra a principios de semana la tormenta tropical Marco sin causar grandes daños.

El paso de Laura como tormenta tropical por República Dominicana y Haití el pasado fin de semana dejó un saldo de al menos 13 muertos, además de inundaciones y numerosos destrozos.

Cómo se forman los huracanes y por qué son tan frecuentes en México, EE. UU. y el Caribe

En Cuba la tormenta cruzó rápidamente por el este de la provincia de Pinar del Río, el oeste de Artemisa y de La Habana, donde se registraron destrozos, pero no víctimas mortales.