Twitter Facebook    

    banner web 5

logo1

Es el momento de los gobiernos

Moisés1PrincipalPor: Moisés Castellanos

Esta crisis nos ha puesto a prueba, no sólo a nuestros gobernantes, sino a todas las manifestaciones de liderazgo que existen, empresarios, líderes locales, partidos políticos, organizaciones de la sociedad civil, hasta cada uno de los ciudadanos donde hemos aprendido a conocernos.

Lo que sí es cierto, es que los vientos que soplaron antes de las crisis nos gritaban que debíamos de prepararnos no para erosionar nuestros cimientos sino más bien para construir puentes.

Los conflictos y antojos no nos han llevado a nada, y nuestros sentimientos por las consecuencias de lo incontrolable se encuentra a flor de piel, sufrimos sí, pero la realidad nos alcanzó. Hoy más que nunca estamos ante la última advertencia para construir puentes que se sostengan con el diálogo y el sentido común.

Es el momento de los gobiernos, para dialogar, para ser las bases de esos puentes que tenemos que construir, la ciudadanía tiene que confiar en alguien, pero cada vez nos podemos llegar a sentir abandonados.

Un gobierno puede cumplir con esa función siempre y cuando genere confianza no solo con la transparencia y la rendición de cuentas, va más allá de eso, llega a las limítrofes del sentido común, de actuar bien y abandonar los intereses individuales por un horizonte común, el orgullo no nos puede costar más que las necesidades de nuestra gente.

Las pastillas amargas son para todos, no porque sean necesarias sino porque no hay opción, a eso se le llama divergencia, apartarnos de todo aquello que creíamos que era bueno pero que en realidad es malo, nos hace daño. Es el momento donde las decisiones que tomemos pasen por una serie de evaluaciones de conciencia donde nos conozcamos a nosotros mismos.

El momento de los gobiernos es ahora, para cumplir su finalidad máxima: El bienestar social, con esto no quiero decir que sólo el gobierno debe de actuar, debe de mostrar el ejemplo más grande de trabajo en equipo e interlocutor con los sectores que mueven un país, sino; estamos perdidos.

Algo sí tenemos en nuestro ADN, y eso es la resiliencia con el espíritu siempre lleno de esperanza y con el vigor de salir adelante. Urge proteger lo que en realidad vale la pena, actuar al 100% de nuestra capacidad pensando en planes y propuestas sostenibles y coherentes con nuestras necesidades y capacidades reales, proteger a la ciudadanía se ha convertido en una realidad tan fuerte que no la queremos ver en el espejo.

El llamado es hacia el gobierno, pero también a los sectores de impulso nacional, a trabajar juntos y dejar nuestras diferencias, por un lado, y convertirnos en el oxígeno que salga a flote este país.

La sostenibilidad comienza desde adentro, desde la evaluación de nuestras capacidades, eso tiene que comprender el ejecutivo, existen otras entidades que no están explícitamente para ser contraparte, sino más bien se puede canalizar esa energía para avanzar, algo que no necesariamente comparten un ideal o una ideología, pero sí pueden compartir un solo objetivo, y es sacar a El Salvador adelante.

Veamos estas calamidades para resurgir como una nueva oportunidad para crear acuerdos de país que en realidad cumplan con lo que la ciudadanía exige, si somos transparentes seremos confiables entre nosotros mismos y poco a poco aprenderemos que las diferencias nos hacen únicos, pero aprender a administrar esas diferencias nos hace imparables.

Add a Comment

Secretario General OMT, Zurab Pololikashvili: “La confianza es la nueva moneda”

OMTSecretario1PrincipalPor: Zurab Pololikashvili

Secretario General de la OMT

 

Estimados amigos:

Es imprescindible que pongamos el mundo en movimiento de nuevo, cuando sea seguro. Estamos siguiendo de cerca la introducción de restricciones de viaje en todo el mundo. Nuestros últimos datos muestran que el 100% de los destinos tienen hoy restricciones. Dependiendo de cuándo y dónde se levanten estas restricciones, el número de turistas internacionales podría caer entre el 60% y el 80% este año.

El declive del turismo global ya ha causado estragos en las economías nacionales y en el sustento de muchas personas, así como en nuestros esfuerzos por alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Sin un sector turístico fuerte y vital, muchos millones de puestos de trabajo y pequeñas empresas están en riesgo.

La OMT ha estado pidiendo pasos concretos que conviertan las palabras de apoyo en acciones. Esta semana, nos ha animado conocer el plan de acción de la Unión Europea para relanzar el turismo de manera oportuna, responsable y coordinada.

El levantamiento de las restricciones de viaje, primero en los países y después allende fronteras, permitirá que los numerosos beneficios sociales y económicos que ofrece el turismo vuelvan a llegar no solo a Europa sino a todo el mundo.

El plan de la UE, que debe mucho al trabajo del Comisario Breton, es un ejemplo que el resto del mundo debería seguir.

La elaboración coordinada de nuevos protocolos de salud y seguridad para cada una de las partes de la cadena de valor del turismo –incluidos los viajes, el alojamiento, la alimentación y el ocio– hará más seguro viajar.

La confianza es la nueva moneda de la «nueva normalidad». Y el turismo está en la mejor posición posible para ser el vehículo que canalice esa confianza. Si las personas confían en los gobiernos y el sector turístico los mantiene a salvo de cualquier daño, mañana volverán sin duda a viajar.

Siendo el sector donde más importante es la relación entre personas, y un sector que promueve la solidaridad y la amistad, el turismo tendrá un papel clave en el restablecimiento de la confianza a mayor escala, y los beneficios irán más allá del propio turismo. Solo así podremos encarrilar de nuevo las economías hacia el crecimiento y empezar a reconstruir nuestras sociedades.

Gracias.

Add a Comment

#Opinión. Ajedrez político ante el #COVID19

Moisés1PrincipalPor: Moisés Castellanos, Estratega Digital

Las emergencias siempre llegan y esta parece que se quedará un poco más de lo que esperábamos; pero aun así no es para siempre.

Y precisamente el enfoque estratégico que hay que tener en cuenta ante el COVID19, es que esta crisis es temporal y debe ser administrada con acciones que se ejecuten paso a paso.

El Gobierno debe de enfocar todos sus canales de comunicación a tres puntos claves: El primero, informar con claridad. La confianza gobierno y ciudadano juega un papel importante, la opinión pública debe de aterrizar sus ideas en la confianza y credibilidad de sus líderes políticos.

El segundo punto, es la información de solución e inteligencia de reacción. Acá son elementales las soluciones rápidas y no perfectas; el discurso de “es mejor prevenir que lamentar” es poderoso y se informa el cómo, cuándo y por qué de las acciones políticas teniendo en cuenta que debe de existir un límite temporal. Esto trazará un margen de tiempo en las mentes de los ciudadanos.

El tercer punto va encaminado a escuchar los ruidos de exigencia y preocupaciones de los ciudadanos, a lo que se debe de responder informando todos los días a través de una buena relación con los medios de comunicación tradicionales para dejar ver la transparencia de la gestión y el manejo de recursos en estado de emergencia. Esto ayudará a construir puentes de ayuda para otros sectores que podrían sumarse por autoiniciativa.

Los gobiernos tal vez no manejen de forma absoluta la crisis comunicacional, pero si van a poder controlar el estado de ánimo de los ciudadanos, mantener una comunicación transparente y clara que genere confianza. Pues, de lo contrario, la comunicación poco transparente y entendible generará incertidumbre y caos. La culpa en este último punto no la tendría la ciudadanía sino la baja calidad de la comunicación gubernamental.

Los gobiernos deben de percibirse fuertes, protectores, firmes y atentos; evitar todas las presencias de imágenes y personajes que puedan afectar la credibilidad ante la crisis y también debe de destinar la importante tarea del vocero de la crisis; puede ser el presidente, vicepresidente o algún ministro con altos índices de credibilidad y simpatía con mucha trayectoria. El desenvolvimiento de este personaje determinará la imagen del gobierno en turno y el impacto que tendrá será positivo por buena gestión o se convertirá en negativo por perder el enfoque y gestionar las crisis del día a día sin pensar en lo estratégico.

Los equipos comunicacionales y de cobertura territorial comenzarán a cansarse y pronto estarán saturados. Un punto para considerar es que al interior de la gestión de la crisis debe de existir un Project Manager que oriente los intereses de la comunicación gubernamental y el flujo de trabajo.

Los movimientos claves para mantener la confianza e imagen positiva es informar absolutamente todo, cantidades de entregas de alimentos a poblaciones vulnerables, cantidad de pruebas realizadas, acciones pequeñas, medianas y territoriales. Esto supone inundar las redes sociales y la comunicación gubernamental tradicional de tal forma que en cada espacio de cobertura exista información clara y real de acciones que el gobierno hace por los ciudadanos. Es importante mantener un equipo de monitoreo constante que se encargue de confirmar o reprobar las noticias que buscan desinformar y generar pánico a los ciudadanos, será una batalla contra el COVID, pero también contra la desinformación.

Los gobiernos están débiles y cansados, esto se podrá observar poco a poco; al fin y al cabo, son humanos y sus equipos de reacción ante crisis comunicacional estarán en su totalidad adecuando cada política pública, programa o proyecto en el eje transversal que se llamará Coronavirus.

Es importante mostrar a la ciudadanía quienes son los que tienen el control de la situación, pero es aún más importante la confianza y la nueva relación con más sectores que pueden marcar la diferencia para tolerar esta crisis. Acá les ponemos nombre y rostro, pueden ser empresas, activistas, partidos políticos entre otros. La atención en responder en redes sociales a los usuarios con dudas es importante para mejorar las relaciones con los usuarios y generar un vínculo de confianza para solventar las dudas antes las decisiones tomadas.

Finalmente, muchas de estas acciones serán repetitivas diariamente hasta llegar al punto que mentalmente los ciudadanos tengan una referencia clara y eso se transforme en una opinión e intención negativa o positiva. El comportamiento de la sociedad será equivalente a la que los líderes políticos los acostumbraron a comportarse antes que la crisis existiera y esto compromete grandemente las decisiones gubernamentales y efectividad de esta debido al comportamiento de la sociedad.

Hay que recordar que esta es la prueba de fuego mayor y los errores tácticos serán aprovechados por nuestros contrincantes cuando los aires de elecciones vuelvan a nuestras ciudades y se recordará por la efectividad o la incompetencia.

Add a Comment

Embajador Johnson: “Este donativo de ventiladores, va a ser usado para salvar la vida de cualquier salvadoreño que lo necesite”

RonaldJohnson1PrincipalPor: Ronald Johnson

Embajador de Estados Unidos en El Salvador.

 

Quiero agradecer al presidente Bukele por haber tenido este evento, días después de la transferencia formal, pero es que queríamos ya dar estos ventiladores a quienes los necesitaran de inmediato la semana pasada. Director Martínez, gracias por la hospitalidad aquí en el Hospital Rosales, estoy muy impresionado con su hospital. Gracias.

Este es un día de suma importancia para El Salvador y los Estados Unidos. Es importante pero mi mensaje es simple: es sobre trabajar juntos para salvar vidas. Es sobre nuestra amistad. Esta donación representa el espíritu de generosidad del pueblo estadounidense y también los fuertes lazos que nos unen a todo nivel, nuestros gobiernos y nuestra gente

Hoy mi gobierno, a través de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), está donando 250 ventiladores mecánicos portátiles a El Salvador, lo cual representa una donación de más de $3 millones de dólares. Este equipo médico, producido en los Estados Unidos, es muy especializado y utiliza tecnología de última generación para ayudar a los pacientes con problemas para respirar, que es uno de los síntomas más graves del COVID-19, y una de las principales causas de muerte. 

Estos ventiladores son portátiles y pueden ser utilizados en los lugares donde El Salvador más los necesite. Mi país, los Estado Unidos, todavía está en una lucha seria contra el Coronavirus, ha matado a 100,000 de mis compatriotas. Sin embargo, nos sentimos motivados a ayudar a nuestros amigos aquí en El Salvador. Lo que estamos entregando hoy significa miles de vidas que serán salvadas en los próximos meses. Especialmente, las vidas de los más vulnerables. JhonsonR2Principal

Hoy estamos cumpliendo con un compromiso hecho por el presidente Donald Trump personalmente al presidente Nayib Bukele de apoyar a la gente de El Salvador en su momento de necesidad en la lucha contra el Coronavirus. 

Estos ventiladores son para todos, para cualquiera que los necesita. Y lo que todos nosotros entendemos es que el virus no discrimina entre rico y pobre, entre partidos políticos u otras categorías. Esta donación, así como este Hospital, es para ustedes, los salvadoreños que lo necesiten, sin ningún otro criterio.

Aún más me agrada anunciar que El Salvador es uno de los primeros países del mundo en recibir estos ventiladores. Por décadas, Estados Unidos ha estado al lado de El Salvador en sus tiempos de crisis, donando equipo médico, desarrollando infraestructura, entrenando al personal médica y proporcionando campañas médicas. Nosotros, como países democráticos aliados, entendemos la importancia de trabajar juntos para empoderar a nuestra gente, el recurso más valioso que tenemos.

Hoy hago un llamado a todos los órganos y ramas del gobierno, del sector privado y la sociedad civil, los medios y todos, un llamado importante de tener un espíritu de colaboración y respeto mutuo. Esta pandemia ha cambiado nuestras vidas por completo de día a día, pero lo más importante que podemos hacer en este momento es trabajar juntos para cuidar a nuestra gente.

Al mismo tiempo sabemos que el bienestar económico del país y la prosperidad de todos los salvadoreños depende de reactivar la economía. Por eso hemos también anunciado $2 millones para apoyar los esfuerzos para recuperar la economía y las empresas y ayudar a la gente a regresar a sus actividades laborales lo más pronto posible.

Necesitamos trabajar juntos y esperamos que El Salvador encuentre una manera de continuar la colaboración entre los empresarios de nuestros dos países para producir suministros médicos que salven vidas, para apoyar los esfuerzos contra el coronavirus de nuestros dos países. Vamos a continuar trabajando día y noche, ajustando nuestras estrategias para enfrentar el reto actual y las consecuencias que esta pandemia va a dejar para nuestros países. Estamos juntos en esta lucha y solo juntos la podremos superar.

Gracias, señor presidente, gracias a todos y que Dios los bendiga.

Palabras del Embajador Ronald Johnson en la entrega oficial de ventiladores mecánicos portátiles.

San Salvador, martes 26 de mayo de 2020.

Add a Comment

#Opinión/ “Los juegos olímpicos tienen que esperar porque el mundo tiene que llegar sano a Tokio”

ComitéOpinión1PrincipalLa decisión que el Comité Olímpico Internacional, en conjunto con el gobierno municipal de Tokio y el gobierno central, que tomaron es una que no tiene precedentes en los 124 años de historia del movimiento olímpico.

Por: Ing. Eduardo Palomo 

Anteriormente, se habían cancelado los Juegos Olímpicos de 1916 por la Primera Guerra Mundial y los de 1940 y 1944 por la Segunda Guerra Mundial, de tal forma que una postergación de los Juegos es algo que nunca había sucedido.

Hubo situaciones de crisis como la que se enfrentó en 1980 con el boicot de los Juegos Olímpicos de Moscú por la invasión soviética a Afganistán y luego la represalia que el bloque soviético tomó con Estados Unidos para Los Ángeles 1984.

Para poner un poquito en perspectiva todo lo que significa esta decisión que en conjunto tomó el Comité Olímpico Internacional, esta ha sido el producto de un proceso de consulta de todos los actores que están involucrados en que los juegos sean una realidad. Obviamente, el factor prioritario ha sido el bienestar de todos, siendo los atletas los principales objetos de los juegos.

Sin embargo, hay que entender que detrás de ellos hay equipos de personas en logística, entrenadores, administradores. Además, está toda la infraestructura que ha sido construida en Tokio y el equipo de apoyo. También dentro de cada de uno de los países, cada Comité Olímpico nacional ha invertido muchos años y recursos para la preparación de sus atletas, que en algunos casos están clasificados y otros están en vías de clasificación.

Así cómo han puesto la infraestructura detrás de cada una de sus organizaciones para mostrarle al mundo y poder en el caso nuestro de El Salvador poner y darle gracias a Dios y a los patrocinadores que tenemos, como SISA, Farmacia San Nicolás, Nike, Grupo Q, Laboratorios Suizos, que en algunos casos durante más de cuatro años han seguido creyendo en el equipo olímpico y el Team ESA.

La decisión de la postergación de los juegos fue después de haber analizado todo el entorno. Es una situación que no tiene precedentes porque estamos ante un virus, cuya cepa era desconocida hasta este momento y todavía no hay una vacuna para su prevención y tratamiento profiláctico, de tal forma que ante una situación de incertidumbre y cambiante, exponer la vida de todos los que van a participar es un riesgo innecesario.

A esto hay que añadir las restricciones de viaje que hay en este momento, las cuales han impedido que muchos de los clasificatorios se lleven a cabo. Hay otros efectos que impactarían en el atleta, porque no le permitirían competir en plenitud de condiciones, ya que muchos no han podido entrenarse o sus entrenamientos han sido interrumpidos.

En el centro de las discusiones la prioridad siempre fue el atleta, aunque también existe una inversión sin precedentes que el gobierno de Tokio ha hecho y que en este momento tendrá que ser trasladada doce meses, eso contratos con televisoras, con hoteles, con suministros de servicio que tendrán que ser revisados.

De esa forma creo que es lo que hay que tener en cuenta es que Tokio ha hecho un trabajo desde el 2013 para prepararse para julio del 2020. Estaban listos desde hace más de un año. En noviembre del 2018 yo visité la ciudad y ya estaban listos.

Tokio no sólo estaba preparado para ofrecer unos juegos con la eficiencia y excelencia que caracteriza a sus productos y servicios, sino que también la sociedad estaba preparada. Se trata de gente que se caracteriza por la gran consideración y respeto en el trato con sus semejantes, una sociedad que respeta las leyes, que tiene sus parques y ciudades limpias. Este es un buen momento para reflexionar cuál es el verdadero fin de los juegos.

En el 2013, Tokio decía que su lema era “Descubre mañana”. Los juegos en este momento tienen que esperar porque el mundo tiene que llegar sano a Tokio, tiene que llegar alegre. Porque Juegos los Olímpicos deben de ser una celebración de la humanidad, no de la imposición de criterios.

El Comité Olímpico Internacional, en conjunto con las federaciones internacionales y con los Comités Olímpicos han tomado esa decisión. Yo puedo asegurar que he estado en charlas constantes con Thomas Bach, presidente del COI. Soy muy amigo de la presidenta del Comité Olímpico de Canadá, Tricia Smith, que es remera. El principal director de Tokio 2020 es John Coates, presidente del Comité Olímpico de Australia, es amigo mío también. Todos ellos han estado en consulta constante. No me cabe la menor duda de que han tenido en consideración todas las variables.

Yo creo que es el momento para enfocarnos, estar con nuestras familias y esperar el momento en que estemos listos para que El Salvador pueda participar con la alegría y con su gran uniforme que nos llena de orgullo.

Con el apoyo de Comité Olímpico de El Salvador.

Add a Comment