Pauta para Banner Superior
Twitter Facebook    

logo1

Jelly1PrincipalHace un año inicié una nueva etapa en mi vida. Estaba emprendiendo un sueño que había dejado en remojo desde que mi primer hijo nació.

Por: Jennifer Barillas de Arriaza

Comunicadora

 

 

 

Desde niña siempre me he sentido feliz de poder servir a otras mujeres. Y debo decir que el ejemplo de mi madre es lo que siempre me inspiró. Ella es una ginecóloga muy querida y respetada, Berta Alicia Cerritos. Y siempre que andaba con mi madre en la calle veía que mujeres se acercaban para saludarla o agradecerle.

No importaba donde fuera, hasta el pueblo más recóndito, siempre encontraba una mujer sencilla que le agradecía y le mostraba cómo habían crecido los hijos que mi madre había ayudado a traer a este mundo.

Ver el poder positivo que tiene escuchar con interés genuino a las mujeres y conocer sus alegrías y tristezas tiene un efecto sanador, aparte de atenderlas como pacientes. Eso es lo que me enfatizaba mi mamá cuando salía de dar consulta. Y ahí me di cuenta que yo podía hacer algo similar sin ser médico, pues no tenía vocación para ello. Pero siempre quise ser útil para otras mujeres que buscan su mejora y superación.

Así es como inicié Mpoderate. Una revista que desea impulsar el gran potencial inexplotado de las mujeres en el mundo. Un medio positivo, donde podamos inspirarnos y decirnos, "yo también puedo", donde la innovación y creatividad se abran paso para mejorar este mundo con nuestras huellas.

Doy gracias a Dios en primer lugar, y a todas las mujeres que me han dado consejo, me han dado su ejemplo, han escrito y colaborado, han participado en este sueño y se han sentido parte de él. A mi esposo, a mis hijos, quienes son mi mayor fortaleza cotidiana; a mis padres, hermanos, amigas que han apoyado este proyecto.

Y agradezco a tanta joven salvadoreña, madre de familia, mujer soltera o divorciada, abuelas... que orgullosas me abren su corazón y comparten sus vivencias con el deseo de poder ayudar a otros con sus experiencias.

Ese es mi mayor deseo, esa es mi mayor lucha. Decirle al mundo que tenemos mujeres fuertes y valientes. Que lo que tantos medios se han esforzado por dar a conocer como lo peor de nuestro país no lo es todo.

Son miles de madres, hijas, hermanas que luchan y no elijen caminos de muerte y destrucción. Mujeres que han nacido en una tierra donde la misoginia es fácilmente admitida; desde vallas publicitarias ofensivas para vender, hasta castigar con todas las leyes posibles a una mujer sospechosa de aborto culposo, sin tener pruebas suficientes y condenarla a vivir en una cárcel. Hay violaciones, abusos de todo tipo a diario en mi país.

Muchas de esas mujeres abusadas también son esas emprendedoras que he entrevistado y que seguiré conociendo, y han demostrado que no eligieron matar, robar, destruir. Eligieron cambiarse, para cambiar su mundo circundante.

En un país donde nos tildan tan mal, donde nosotros mismos hablamos mal de quienes somos como sociedad, estas mujeres se cierran a pensar que el único camino es seguir cosechando peste. Por eso escribo hoy. Para ustedes, todas ustedes que he conocido y que aún no he tenido el gusto, pero sé que son miles.

Cada una de ustedes merece el mayor de los respetos y pido a Dios que les de fortaleza para que sigan adelante, porque ustedes son parte esencial de un proceso de cambio social.

Aunque la historia nos silencia, aunque sigamos en un mundo machista donde nos celebramos entre nosotras. Nos hacemos fechas como esta porque la reivindicación de la dignidad como ser humano es un tema aún pendiente y más esencial que el mismo medioambiente.

Porque sin igual dignidad para tratar hombres y mujeres no hay humanidad. Felicidades emprendedoras, genios, musas de la fuerza también, diosas de rayos y truenos, hijas de la tierra, ángeles de la naturaleza, custodias de vida y de la vida del más allá, almas luminosas. Todas ustedes están dejando su huella y las celebramos en este día.

Síguenos en Twitter: @MpoderateNet   Instagram: MpoderateNet  Facebook: @Mpoderate.net y en nuestra web: www.mpoderate.net

Add a Comment

YinYuanPrincipal

El cambio climático es una realidad científicamente comprobada y sus efectos son evidentes, amenazando la salud humana, los lugares que habitamos y la sostenibilidad de nuestros sistemas socioeconómicos.

Ministro Lee Ying-yuan

Administración para la Protección Medioambiental

República de China (Taiwán)

 

 

 

 

Taiwán ha experimentado fenómenos meteorológicos extremos. En junio, al norte de Taiwán, se registraron  615 mm. de agua por lluvias en sólo nueve horas; mientras que en la región montañosa al sur, se registraron un total de 1.446 mm. de agua por precipitaciones. En julio, dos tifones (Nesat y Haitang) azotaron de manera sucesiva la isla; estas precipitaciones de gran intensidad y de larga duración rompieron récords y causaron graves daños materiales.

En agosto, el norte de Taiwán sufrió una ola de calor con temperaturas sostenidas superiores a los 37°, sobrepasando los registros de calor de los últimos cien años. Informes confirman que las temperaturas globales medias de 2016 fueron las más altas registradas.

El cambio climático es real y tiene consecuencias nefastas. No obstante, no todo está perdido. Debemos reconocer que el bienestar del planeta está ligado a la supervivencia de la humanidad y aprovechar la oportunidad para transformar la manera en que vivimos.

Taiwán, como nación insular, está expuesto a los peores efectos del cambio climático. En respuesta a los llamamientos internacionales para la acción climática, se promulgó el Acta para la Gestión y Reducción de los Gases de Invernadero y se formularon las Directrices Nacionales de Acción contra el Cambio Climático para controlar y reducir emisiones de gases de efecto invernadero. Nuestro Plan de Acción para la Reducción de Gases de Invernadero se centra en seis áreas principales: energía, manufacturación, transporte, propiedades residenciales y comerciales, agricultura y medio ambiente.

Para crear la capacidad de generar energía limpia y mejorar la calidad del aire, el Gobierno ha establecido para 2025 un ambicioso objetivo de una combinación general de fuentes energéticas renovables de gas natural y del carbón y se ha modificado la Ley de Electricidad para estimular el desarrollo de la energía verde, se han adoptado las Directrices de Desarrollo Energético y, mediante la participación pública, desarrolló el Libro Blanco de la Transformación Energética para ayudar a la transición. El Gobierno ofrece incentivos, incluyendo financiación, capital de inversión, canales de obtención de fondos y capacitación de personal, para incorporar la ayuda de empresas e industrias en el desarrollo de tecnologías de energía verde.

En resumen, Taiwán hace todo lo posible por combatir el cambio climático en consonancia al Acuerdo de París y para reducir las emisiones de carbono al 50 por ciento de los niveles de 2005 para 2050.

Los esfuerzos de Taiwán durante años para promover el reciclaje y la reducción de residuos han llamado la atención mundial. En mayo de 2016, el Wall Street Journal publicó el artículo "Taiwán: los genios del mundo en el tratamiento de basuras" que indica que Taiwán, antes conocido por sus problemas de basura, se ha convertido en ejemplo de reciclaje, situándose entre los tres principales países del mundo con respecto a sus iniciativas para promover una economía circular.

Los líderes del mundo, incluido el Papa, hacen un llamado para combatir el cambio climático. Nuestra Presidenta, Tsai Ing-wen, se comprometió a que Taiwán sea una fuerza positiva en la búsqueda de soluciones para preservar nuestro planeta para las generaciones futuras. A través de acuerdos bilaterales y de una cooperación multilateral, Taiwán se ha dedicado durante mucho tiempo a cumplir en silencio con su papel como miembro responsable de la comunidad internacional.

Queremos trabajar con otros países y hacer todo lo que podamos para abordar el cambio climático. Con mucho gusto compartiremos nuestra experiencia y conocimiento en la protección medioambiental, particularmente con aquellas naciones que realmente necesitan ayuda. Taiwán quiere contribuir con las políticas de energía verde, industrias verdes y el empleo verde que debemos crear para proteger nuestro planeta.

Add a Comment

Scouts1Principal

Por: Plinio Ramírez, Director Nacional


 

Desde los inicios del Movimiento Scout, en 1907, nuestro fundador, Baden Powell, adaptó su propuesta para poder llegar a los jóvenes de todos los estratos sociales, así como la ley scout en su artículo cuatro lo menciona: “El scout es amigo y hermano de todo scout, sin distinción de raza, credo o clase social”. Y es por eso que el movimiento scout, desde sus inicios, posee una metodología propia que lleva de manera implícita la inclusión.

Nuestra visión para 2023 nos enfoca que seamos el movimiento juvenil líder en el mundo, permitiendo a más de 100 millones de jóvenes ser ciudadanos activos, creando un cambio positivo en sus comunidades y en el mundo, sobre la base de valores compartidos.

Tomando en cuenta esta valoración de crecimiento, y siguiendo la ruta trazada por el fundador desde los inicios, en la 40ª Conferencia Scout Mundial, celebrada en Eslovenia en 2014, se establece la nueva estrategia para el Movimiento Scout. Esta estrategia incluye seis prioridades en las que el Escultismo deberá poner especial énfasis durante los próximos tres trienios para asegurar el logro de la visión 2023.

Una de ellas es denominada: Diversidad e Inclusión

“La diversidad no debe ser percibida como un problema, sino como un desafío y una oportunidad de enriquecer las formas de enseñar y aprender”, concluía el señor Manuel Campos, representante estatal del Gobierno de Panamá en el tema de inclusión, en el simposio realizado en ese país en agosto de 2015, organizado por la Oficina Scout Mundial- Región Interamericana, en la cual tuve la oportunidad de participar y conocer más de cerca sobre esta temática.

En este evento se logró conceptualizar sobre la “inclusión en el movimiento scout” concretizándolo como el proceso de identificar y responder a las distintas necesidades y características de los miembros de la organización mediante la mayor participación en el programa de jóvenes y los sistemas de gestión de adultos que ofertamos. Esta visión involucra cambios y estrategias, con una visión común, que incluye a todos los jóvenes según su rango de edad, así como a todos los adultos involucrados.

Todos los niños, niñas, adolescentes y jóvenes (NNAJ) tienen el derecho a ser parte del Movimiento Scout y no es el Movimiento Scout el que debe seleccionar a los NNAJ que acepta.

El tema de inclusión es tan amplio que el solo determinar que un NNAJ no puede pertenecer al Movimiento Scout porque su situación económica no le permite estar en este tipo de espacio, ya nos permite reconocer que no estamos hablando de inclusión.

El Movimiento Scout, en el tema de diversidad e inclusión, ha identificado grandes desafíos para el cumplimiento de este eje estratégico:

•          Llegar a las zonas que no han sido atendidas con una propuesta adecuada a sus necesidades.

•     Incluir un mayor número de personas con discapacidad, de grupos minoritarios y de contextos vulnerables.

•          Mejorar las competencias de voluntarios en materia de diversidad e inclusión.

Es importante que más y más organizaciones, empresa privada, gobiernos locales y el Gobierno Central se sumen al proyecto educativo scout, que permite que nuestros jóvenes crezcan con educación en valores, a través de nuestra Promesa y Ley, permitiendo así que ellos se conviertan en entes de cambio en la sociedad.

Plinio Ramírez

Director Nacional

Tel. +503 2213-6700

Mail. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Facebook. Asociación de Scouts de El Salvador

Twitter. @ScoutsSv

Instagram. @scouts_elsalvador

Web. www.scouts.org.sv

Add a Comment

TaiwànPrincipalPor: Dr. David Tawei Lee, Ministro de Relaciones Exteriores, República de China (Taiwán)

“Al emprender juntos este gran viaje, prometemos que nadie se quedará atrás” —Transformar nuestro mundo: la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible

Irónicamente, a pesar que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) vela por la universalidad de los derechos humanos, esto no se extiende a Taiwán y sus 23 millones de habitantes. Esta situación se remonta a 1971, cuando nuestro Gobierno perdió representación en la organización. Sin embargo, el aislamiento internacional que hemos enfrentado desde entonces,  no nos ha desanimado para avanzar con firmeza.

La ONU parece estar contenta de dejar atrás a los 23 millones de taiwaneses sin importar la necesidad de universalidad de los derechos humanos. Este año, a Taiwán se le negó la asistencia a la 70ª Asamblea de la Organización Mundial de la Salud (OMS), después de haber participado como observador en ocho años anteriores. El rechazo a Taiwán - que ha invertido más de 6.000 millones de dólares en ayuda médica y humanitaria internacional desde 1996 – es ilógico y crea una brecha en las operaciones de la OMS, como la crisis durante la epidemia del SARS en 2003.

Sin embargo, este trato injusto no nos disuade de desempeñar nuestros deberes con el pueblo y la comunidad internacional. Siendo la 18ª mayor potencia comercial y la 11ª economía más libre del mundo, Taiwán desarrolla leyes y reglamentos conforme a las convenciones de derechos humanos de la ONU y trabaja duro por la igualdad. En 2016 se eligió a la primera mujer presidenta del país y el 38 por ciento de parlamentarios son mujeres. Taiwán también es hogar de una sociedad civil vibrante cuyas organizaciones cívicas se extienden por el mundo proporcionando asistencia y ayuda a quienes lo necesitan.  

Actualmente, Taiwán trabaja en su primer Informe Nacional Voluntario, que documentará logros concretos con relación a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Por ejemplo, en salud pública y medicina, Taiwán trabaja con muchos países para combatir enfermedades como el MERS, Ébola y Zika. Asimismo se impulsa la energía y economía verde para elevar la proporción de energía renovable y reducir, al mismo tiempo, las emisiones de carbono.

A pesar de los esfuerzos y del reconocimiento que Taiwán se ha ganado, existen medidas discriminatorias de la ONU contra Taiwán que son inapropiadamente justificadas por medio de la invocación y el empleo erróneo de la Resolución 2758 (XXVI) de la Asamblea General de la ONU de 1971. Esta resolución, aunque concedía un asiento a la República Popular China en la ONU, en ningún momento otorgaba a la República Popular China el derecho a representar a Taiwán y a su pueblo. La República Popular China no tiene ni ha tenido nunca jurisdicción sobre Taiwán.

La Carta de la ONU habla sobre la misión de “reafirmar la fe en los derechos humanos fundamentales, en la dignidad y el valor de la persona humana, en la igualdad de derechos de hombres y mujeres y de las naciones grandes y pequeñas”, por lo que Taiwán cree firmemente que su participación será beneficiosa para todos, especialmente ahora que la ONU pide la implementación universal de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). La ausencia de Taiwán, por el contrario, continuará reduciendo la efectividad del esfuerzo global.

Taiwán puede hacer mucho para ayudar al mundo a construir un futuro más sostenible. El pueblo de Taiwán necesita el apoyo de la comunidad internacional en su derecho a un trato justo por parte de la ONU y la ONU necesita la participación de Taiwán en los esfuerzos y estrategias para poder cumplir juntos los ODS o, por lo menos, que dejen de cerrarnos las puertas.    

Add a Comment

Fernando1Principal

 Por: Fernando Poma/@fernandopoma

Empresario 

 

 

 Recuerdo lo rico del calor que sentía al entrar a mi apartamento, huyendo del frío en Filadelfia a finales de los 90. Estudiaba una maestría en la Universidad de Pensilvania y, cada día, tenía que preparar diferentes casos para mis distintas materias.

Me sentaba en mi sillón preferido y me echaba a leer  escritos que describían momentos reales que empresas y empresarios habían atravesado. Los casos relataban la situación, el problema y la data necesaria para poder tomar una decisión. Cada estudiante debía usar la información para determinar el mejor camino a seguir.

El día siguiente, en clase, discutíamos las diferentes opciones y llegábamos a la conclusión de la mejor estrategia que se hubiese podido tomar. Muchas veces venían los antiguos presidentes de esas mismas empresas, para detallar realmente qué es lo que habían vivido, qué habían decidido, y cuál había sido el resultado final.

El propósito de todo esto era aprender de las diferentes experiencias, sin tener que pasar directamente por ellas.  Todo era tan lógico. Era evidente lo que había funcionado y lo que no. Hoy, dieciséis años después, en nuestro país, estamos viviendo un caso crítico y en tiempo real. 

Disponemos de la historia de aciertos y fracasos de diferentes países  a través del tiempo,  para la búsqueda de las mejores soluciones.  Evaluemos algunas cosas que sí han funcionado:

  1. Gobierno democrático basado en el concepto de libertad. Es un sistema de gobierno pequeño, enfocado en servir y no en ser servido. Este modelo está compuesto de representantes electos del pueblo;  son los ciudadanos los que mantienen la supremacía y, periódicamente, votan para mantener o cambiar a sus representantes. Este tipo de gobierno aspira a reducir el gasto público, logrando contar con más recursos para inversión en programas sociales, infraestructura y otras iniciativas importantes. En la historia, se ha comprobado que este tipo de modelo democrático ha sido el de mayor éxito. Esto es evidente y podemos observarlo en casos comparativos como los de Alemania del Este y Alemania del Oeste, así como el de Corea del Norte y Corea del Sur. Además, ha sido representado por la inevitable apertura de la ex - Unión Soviética durante la Guerra Fría. Es impresionante ver cuántos cubanos han arriesgado sus vidas en balsas artesanales rumbo a los Estados Unidos. No he logrado encontrar datos sobre el caso inverso: ciudadanos de Estados Unidos arriesgando sus vidas para llegar a Cuba para vivir allí de manera ilegal.
  2. Gobierno enfocado en generar confianza. El trabajo enfocado en la superación de la pobreza requiere la generación de oportunidades, y, más específicamente, de empleo.  Para generar empleo se requiere de inversión y esta inversión se logra al haber confianza. ¿Confianza en qué? Confianza en que el capital invertido logrará una rentabilidad razonable y sobretodo,  que estará “sano y salvo” a largo plazo.  Nadie invierte con el fin de perder. Los gobiernos deben trabajar en crear los mecanismos para generar esa confianza y hacerlo mejor que los demás países con los que compiten. Después de todo, el capital no tiene fronteras.  Los objetivos básicos para fomentar la inversión (y así crear oportunidades), se relacionan a democracias irreversibles, seguridad jurídica, incentivos para ciertas industrias en ciertos lugares, seguridad ciudadana y acceso a financiamiento, entre otros. 
  3. Control eficiente de finanzas públicas y mayor recaudación fiscal. Países con trayectorias exitosas a largo plazo pueden hacerle frente a sus obligaciones financieras (incluyendo deuda y pensiones). Naciones conocidas por ser mecas del capitalismo, como Estados Unidos, tienen sistemas que aseguran mayor recaudación fiscal. Estos modelos deben evitar nuevos impuestos que afectan directamente el poder adquisitivo de gente de escasos recursos. Una modulación al sistema tributario  puede hacerse solo posteriormente a la implementación de un modelo de confianza e inversión como explicado en el punto anterior. De otra manera, sería un desincentivo al crecimiento económico, quitándole a los ciudadanos poder adquisitivo e incrementado así los niveles de pobreza. Como a veces decimos, estaríamos repartiendo pobreza. La clave aquí es primero propiciar el crecimiento económico, posteriormente modificar el esquema tributario, y asegurar la eficiente y honesta reinversión de esos fondos, no en gasto público, sino en programas sociales e infraestructura.
  4. No se adhieren a la teoría del rebalse. La teoría del rebalse, de manera simple, apunta a que si hay crecimiento económico, eso eventualmente le llegará a los que están marginados de los frutos del desarrollo.  Esto no es cierto y se puede observar en muchos países donde el crecimiento ha tardado décadas en afectar positivamente a muchos segmentos de la población. Necesitamos programas sociales, infraestructura, mayores oportunidades y mecanismos,  para que el crecimiento económico impulse un verdadero e incluyente desarrollo económico-social.  Regresando al ejemplo de Estados Unidos, en ese país hay un enorme apoyo hacia la ciudadanía a través de diferentes programas e iniciativas sociales. No entraré en detalle, pero existen planes de salud (Medicare/Medicaid), seguro social y subsidios del Estado, albergues para indigentes, educación pública, planes de retiro (401Ks), entre otros.
  5. Justicia: El sistema de justicia debe funcionar bien, regirse exclusivamente por leyes y su aplicación debe ser pareja para todos, sin preferencias. En países realmente exitosos, el criminal paga sus penas, pero es inocente hasta  haber sido comprobado culpable. No hay excepciones a la regla.  Habiendo dicho eso, en países exitosos, la justicia se aplica en base a pruebas e investigaciones serias, nunca en base a especulaciones o chismes.

La idea principal es crear primero un motor de crecimiento y, así,  generar riqueza tanto para los ciudadanos como para el Estado. Debemos hacer crecer el pastel.  Para eso se requiere confianza, una democracia irreversible, políticas en pro de la inversión y seguridad jurídica.  

En la esfera entera, la inversión le huye a la incertidumbre. A través de generar el adecuado clima de inversión, se crean empleos  y oportunidades, programas de responsabilidad social empresarial y mayor recaudación fiscal. 

Esta recaudación puede ser reinvertida por el Estado de manera eficiente y transparente en programas sociales e infraestructura.  Todo esto contribuye a la superación de la pobreza, a mejorar la seguridad ciudadana y a fomentar la paz social. Esto es lo que necesitamos en nuestro país y lo que se ha comprobado que funciona a través de nuestra historia.

Add a Comment