Pauta para Banner Superior
Twitter Facebook    

logo1

ULTIMAS NOTICIAS
  • Loading

Ejercicio ansiedadEl ejercicio es una de las claves de cualquier dieta. Una de las claves de cualquier dieta es la que no tiene que ver con la alimentación y sí con realizar actividades saludables complementarias. De hecho, el ejercicio físico combinado con la dieta reduce en un 60% la ansiedad que genera el apetito según informa la Clínica Feel Good.

Redacción y Foto: Agencias

¿Por qué siguiendo una dieta con un nutricionista siempre persiste la ansiedad por comer? ¿Por qué hacer ejercicio quita el hambre? La doctora Amaro, directora de la Clínica Feel Good, indica que «existen determinados ejercicios, en especial los relacionados con la actividad aeróbica, que actúan influyendo directamente en la hormona peptido YY que es la responsable de la supresión del apetito. Por ejemplo, trotar, pedalear, caminar, etc. Los ejercicios aeróbicos, más que ningún otro, fomentan la liberación de la proteína que se encuentra involucrada en el metabolismo humano».

Por ello, la ansiedad que se genera en determinados momentos a la hora de comer es evitable en dos direcciones; realizando las cinco comidas al día estipuladas en la mayoría de las dietas y combinarlas con ejercicio físico.

No sólo el ejercicio aeróbico ayuda con la dieta. Existen otras rutinas denominadas workouts que son ejercicios diarios que colaboran con la eliminación de grasa en zonas muy localizadas como el abdomen o los glúteos. Algunos de estos workouts que recomiendan los especialistas de la Clínica Feel Good son:

-Las sentadillas, que es uno de los ejercicios más completos y sirve para tonificar glúteos, muslos y caderas además de trabajar articulaciones, huesos y ligamentos.

-Las abdominales superiores e inferiores. Éstas últimas son para la fase de definición abdominal y las que más cuestan, mientras que las primeras son más sencillas de trabajar y ayudan a mantener el vientre plano.

-Subir y bajar escaleras. Un ejercicio práctico y que se puede realizar casi en cualquier sitio con el que puedes llegar a quemar 120 calorías. Con dejar de utilizar el ascensor, ya se cumple el objetivo.

-Jumping Jacks, una buena manera de realizar cardio en casa ejercitando muchos de los músculos del cuerpo. Apenas se necesita espacio, por lo que es ideal para hacer en casa.

-Burpee, un ejercicio muy completo con el que se trabaja la fuerza, la resistencia y la coordinación con el que ejercitaremos la mayoría de músculos de nuestro cuerpo. Otro ejercicio para poder hacer en casa.

Finalmente conviene resaltar que el proceso que posibilita esta reducción del apetito en el ejercicio físico también se debe a «la hormona que se encarga de formar radicales libres e incrementar la actividad de desacoplamiento de las proteínas en la célula del hipotálamo. Es la grelina, y en este proceso se desencadena la sensación de hambre. Aquí el ejercicio entra en escena, ya que después del mismo se reduce la grelina y aumenta el péptido YY encargado de la sensación de saciedad», explica la doctora Amaro.