Pauta para Banner Superior
Twitter Facebook    

logo1

ULTIMAS NOTICIAS
  • Loading

CALORIASPrincipalClaves para que tu organismo funcione como un ‘reloj’ y no acumules grasa en tu cuerpo

Redacción: Agencia   Foto: Redes

 

 

¿Qué cuántas calorías necesitamos para estar sanos? ¡Ahí! Esta es la pregunta del millón, porque la respuesta va a depender de muchos factores, entre ellos la actividad física que se realiza cada día, y es diferente para cada uno en función de la edad, el tamaño, la altura, el sexo, el estilo de vida y el estado de salud en general.

Un hombre adulto promedio requiere alrededor de 2.700 calorías para mantener su peso, mientras que la mujer promedio necesita solo 2.200 calorías, según el Departamento de la Salud de Estados Unidos.

Si deseamos controlar no solo nuestro peso, sino nuestro estado de salud, hemos de tener mucho cuidado con las calorías ocultas, presentes en la glucosa, la sacarosa, la dextrosa, el jarabe de malta, el jarabe de azúcar de caña, las melazas… Este tipo de alimentos aportan calorías vacías, habituales no solo en chucherías, refrescos, todo tipo de postres procesados, sino también en salsas y aliños, sopas y cremas, cereales integrales para el desayuno, conservas, embutidos y muchos otros productos.

Un reciente estudio revela que los norteamericanos consumen hoy un 30 por ciento más de azúcares añadidos que hace tres décadas. ¡Eso son unas setenta y dos calorías más al día, lo que significa más de veinticinco mil calorías adicionales al año! La Asociación Norteamericana del Corazón sitúa el límite diario de azúcares añadidos en cien calorías para las mujeres y ciento cincuenta para los hombres.

Los autores de este estudio, de la Universidad de Carolina del Norte (Estados Unidos), insisten en que ese 30 por ciento de aumento es “solo una media” y aclaran que “un 20 por ciento de los adultos llega a las 821 calorías extras al día solo con los azúcares añadidos”.

En conclusión… La mejor manera de perder peso es hacer ejercicio y seguir una dieta adecuada. Lo recomendable es no bajar la ingesta de calorías a menos de mil por día y reducir al máximo el consumo de calorías vacías u ocultas. También se debe mantener una hidratación adecuada, tomando frecuentemente agua, licuados de frutas y verduras, infusiones o tisanas y caldos, así como aumentar el consumo de fibra y equilibrar las necesidades nutricionales.