Twitter Facebook    

logo1

OMTSecretario1PrincipalPor: Zurab Pololikashvili

Secretario General de la OMT

 

Estimados amigos:

Es imprescindible que pongamos el mundo en movimiento de nuevo, cuando sea seguro. Estamos siguiendo de cerca la introducción de restricciones de viaje en todo el mundo. Nuestros últimos datos muestran que el 100% de los destinos tienen hoy restricciones. Dependiendo de cuándo y dónde se levanten estas restricciones, el número de turistas internacionales podría caer entre el 60% y el 80% este año.

El declive del turismo global ya ha causado estragos en las economías nacionales y en el sustento de muchas personas, así como en nuestros esfuerzos por alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Sin un sector turístico fuerte y vital, muchos millones de puestos de trabajo y pequeñas empresas están en riesgo.

La OMT ha estado pidiendo pasos concretos que conviertan las palabras de apoyo en acciones. Esta semana, nos ha animado conocer el plan de acción de la Unión Europea para relanzar el turismo de manera oportuna, responsable y coordinada.

El levantamiento de las restricciones de viaje, primero en los países y después allende fronteras, permitirá que los numerosos beneficios sociales y económicos que ofrece el turismo vuelvan a llegar no solo a Europa sino a todo el mundo.

El plan de la UE, que debe mucho al trabajo del Comisario Breton, es un ejemplo que el resto del mundo debería seguir.

La elaboración coordinada de nuevos protocolos de salud y seguridad para cada una de las partes de la cadena de valor del turismo –incluidos los viajes, el alojamiento, la alimentación y el ocio– hará más seguro viajar.

La confianza es la nueva moneda de la «nueva normalidad». Y el turismo está en la mejor posición posible para ser el vehículo que canalice esa confianza. Si las personas confían en los gobiernos y el sector turístico los mantiene a salvo de cualquier daño, mañana volverán sin duda a viajar.

Siendo el sector donde más importante es la relación entre personas, y un sector que promueve la solidaridad y la amistad, el turismo tendrá un papel clave en el restablecimiento de la confianza a mayor escala, y los beneficios irán más allá del propio turismo. Solo así podremos encarrilar de nuevo las economías hacia el crecimiento y empezar a reconstruir nuestras sociedades.

Gracias.