Twitter Facebook    

    banner web 5

logo1

SantaanavicePrincipal


La obra tiene una inversión en infraestructura que asciende a $5, 926,709.09, con fondos provenientes del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

Redacción: El Periodista          Foto: Redes

 

El Vicepresidente de la República, Oscar Ortiz, acompañado del director de Centros Penales, Marco Tulio Lima y otros funcionarios de Gobierno, realizaron ayer un recorrido en la Granja Penitenciaria de Santa Ana, con el objetivo de visibilizar el trabajo de rehabilitación y reinserción en beneficio de los privados de libertad, como parte del Plan 10.

“Estamos cerrando con éxito los programas que hemos impulsado. Este es el nuevo rosto del Sistema Penitenciario, con privados de libertad que apoyan diferentes actividades en un sistema seguro, rehabilitante y que cumple con las penas”, aseguró el Vicemandatario. 

En octubre del año pasado, el Vicemandatario realizó una visita a esa granja para verificar la remodelación que se estaba haciendo en la ampliación de la nave norte del centro penal. Las mejoras se realizaron con el objetivo contribuir a reducir el hacinamiento carcelario, la capacidad instalada es de 2,160 espacios para privados de libertad en fase de confianza y a la vez de generar hábitos de trabajo y promover la rehabilitación y reinserción de la población reclusa.

La granja cuenta con 55 manzanas de terreno, de las cuales 25 son para siembra, en donde los internos realizan trabajos agrícolas, además de tener 4 estanques de tilapias, talleres de estructuras metálicas, de construcción, realizan trabajos comunitarios en la zona y otras actividades productivas.

Asimismo, cuenta con oficinas centrales, área de clínica, de seguridad, de tutoría para internos, dormitorios, comedor, cancha de fútbol y básquetbol.

La Dirección General de Centros Penales, DGCP, ha fortalecido el Modelo de Gestión Penitenciaria Yo Cambio realizando diversas acciones entre las que se encuentran: reparación de escuelas, pupitres, limpieza de playas, parques turísticos, en mejoras y mantenimiento de hospitales, de esta forma los internos compensan con trabajo su pena, construyendo de esta forma una sociedad mejor.

El Gobierno del Presidente Salvador Sánchez Cerén, trabaja por dejarle al país un sistema moderno, seguro pero sobre todo rehabilitante. La Dirección General de Penales trabaja en una reingeniería penitenciaria, acorde a la Ley.

Con la habilitación de la granja de Santa Ana, en abril del 2012, se está cumpliendo el mandato constitucional que en su artículo 27 expresa: el Estado organizará los centros penitenciarios con objeto de corregir a los delincuentes, educarlos y formarles hábitos de trabajo, procurando su readaptación y la prevención de los delitos.