Twitter Facebook    

    banner web 5

logo1

FSVViviendaUsadaPrincipal


El Fondo Social para la Vivienda (FSV) ha mejorado sus tiempos de respuesta para el otorgamiento de créditos y las condiciones crediticias para la línea de Vivienda Usada con el objetivo de que más familias puedan comprar una casa propia con créditos de hasta $125 mil e ingresos familiares o individuales.

Redacción: El Periodista             Foto: cortesía FSV

 

El Fondo Social ofrece importantes ventajas para la línea de Vivienda Usada: pueden aplicar hasta tres solicitantes a un mismo crédito, se toman en cuenta los ingresos adicionales, no se cobran comisiones por trámite ni desembolso, los más convenientes planes de seguro de deuda y daños y se ofrecen los más bajos costos de escrituración y registro.

A la línea de vivienda usada pueden tener acceso empleados del Sector Formal, así como trabajadores por cuenta propia. Para el Programa Casa Joven aplican jóvenes de 18 a 25 años y salvadoreños en el exterior, quienes tienen acceso a las mejores c

Vviendausada1Principal

ondiciones para adquirir una vivienda usada. 

Para esta línea de crédito, el Fondo Social brinda tasas de interés que oscilan desde el 4 hasta el 9.5%, con primas desde el 2% hasta el 10% de acuerdo al monto a financiar, y plazo hasta 30 años, dependiendo del Programa al que apliquen.

La línea de Vivienda Usada es la línea con mayor demanda de parte de las familias salvadoreñas y permite que el solicitante elija una casa en la zona de su preferencia, en lugares ya desarrollados, en buen estado para habitarla de inmediato y con servicios básicos funcionando.

Durante la presente administración (junio 2014 a julio 2018), más del 57% de los créditos otorgados han sido destinados a la línea de Vivienda Usada, que representan 14,831 créditos por una importante inversión de $238.27 millones, con lo cual se ha beneficiado a cerca de 62 mil 300 salvadoreños.

Al momento de comprar una Casa Usada, el FSV te recomienda que verifiques que la vivienda esté en buenas condiciones; el piso debe ser de cemento como mínimo, sin grietas ni hundimientos; las paredes y tapiales no deben tener grietas; la vivienda no debe estar cerca de quebradas, taludes, cárcavas, barrancos, focos infecciosos y otros peligros potenciales; las conexiones eléctricas deben estar protegidas, sin cables eléctricos sueltos; entre otras consideraciones.

Para conocer más detalles sobre los requisitos para aplicar a la línea de Vivienda Usada puedes llamar al Call Center 190, descargar la FSV APP, consultar en el sitio web www.fsv.gob.sv, redes sociales o puedes acercarte a las Agencias del FSV ubicadas en San Salvador, Santa Ana y San Miguel o la Sucursal Paseo.